FC Dallas

Fernando Clavijo marcó la diferencia en el FC Dallas

Fernando Clavijo (Izq.) y Jason Kreis compartieron un momento en las instalaciones del equipo.
Fernando Clavijo (Izq.) y Jason Kreis compartieron un momento en las instalaciones del equipo. Archivo

Fernando Clavijo, quien trabajó incansablemente para impulsar al FC Dallas rumbo a la cima, dejó un importante legado en el club.

El FC Dallas anunció el fallecimiento de Fernando Clavijo en Florida, donde pasaba sus días con su familia, después de haber dejado el cargo en septiembre del 2018 por razones de salud. Su lucha de 5 años contra el cancer la perdió el viernes 8 de febrero, dejando a la familia del fútbol en estado de shock.

Clavijo no solamente cumplió su papel de gerente deportivo, sino que a ello le sumó la parte humana que a todos los que lo conocieron hacen que lo recuerden con un sentimiento especial. Y seguramente sus palabras, su actitud, su expresión alegre, su interés en el bien del jugador, va a ser recordado por todos aquellos que fueron parte de la vida del uruguayo.

El FC Dallas anunció el fallecimiento de Fernando Clavijo en Florida, donde pasaba sus días con su familia, después de haber dejado el cargo en septiembre del 2018 por razones de salud. Su lucha de 5 años contra el cancer la perdió el viernes 8 de febrero, dejando a la familia del fútbol en estado de shock.

Desde los dueños del club, dirigentes de la MLS, Federación de Fútbol de los Estados Unidos, compañeros de trabajo, jugadores y miembros de la prensa deportiva local y nacional, compartieron lo especial que fue Fernando Clavijo.

“Nuestra familia está profundamente triste por la pérdida de Fernando, nuestras profundas condolencias están con Martha y su familia en estos momentos difíciles”, dijo Clark Hunt, presidente de Hunt Sports Group. “Desde sus días como jugador de la selección nacional de Estados Unidos, hasta su periodo como entrenador y gerente deportivo en la Major League Soccer, Fernando impactó significativamente al fútbol estadounidense. Pero más allá del campo de juego, su calor, entusiasmo y espíritu juvenil lo hizo ser querido por todos los que los conocieron, será extrañado con cariño”.

Clavijo acompañaba al equipo dentro y fuera del campo, presente en cada entrenamiento de la semana, desde los vestidores alentándolos para el siguiente partido hasta el final del mismo, y nuevamente volver a verlos para después de un triunfo celebrarlo junto a ellos, o sufrir después de una derrota, aunque esa no era su función.

Allí se veía su amor por el fútbol y por la institución que le permitió ejercer su profesión yendo más allá de lo exigido.

“Fernando fue un pionero del fútbol. Su conocimiento y su pasión por el deporte fueron incomparables. Y, mientras él fue una mente fenomenal de fútbol, fue incluso una mejor persona que hizo brillar el día de cada uno que lo conoció”, dijo Dan Hunt, presidente del club agregando que es un momento triste para la comunidad del fútbol.

Muchas veces lo han visto junto a Luiz Muzzi sentados en la cabina de staff del club en cada partido de local del FC Dallas. A medio tiempo bajar y visitar al equipo y esperar hasta el final del mismo. La pasión por el fútbol lo llevó a ser grande.

Lo último que hizo fue preguntarle a Luchi González cómo iba a trabajar en la temporada 2019.

El nuevo entrenador del club dijo que se sorprendió al escuchar el entusiasmo en la voz del uruguayo al hablar de fútbol.

“Hablé con él hace un mes, y todavía tenía mucho espíritu en su voz. Quería hablar de fútbol, de cómo estábamos planeando la temporada, eso fue increíble. Lo vamos a extrañar mucho, pero además su memoria nos dará mucha fuerza”, dijo González.

El entrenador que lo conoció por mucho tiempo indicó el hombre de familia que fue Clavijo y que su memoria permanecerá y guiará para ser buenos padres, hijos, hermanos y buenos amigos del club.

“Fernando fue un hombre de familia, es un honor serlo, y él nos dejó la motivación, su espíritu vivirá en el club, y estará en nuestras memorias por el resto de nuestras vidas”, dijo González.

Los jugadores fueron su otra familia, conviviendo el día a día, como los quehaceres de la casa. Todos los que pasaron o siguen vistiendo la camiseta del club texano saben lo que fue contar con él dentro y fuera del campo.

El defensa Matt Hedges, quien llegó al FC Dallas el mismo año que Clavijo, dijo que lo que tiene en su memoria es la oportunidada que le dio durante un draft.

“Él fue una de las primeras personas que conocí en este club, siempre creyó en mí, me dio a oportunidad y eso nunca lo olvidaré. Fue un gran hombre”, dijo Hedges.

Encargado también de los pases internacionales, Michael Barrios fue otro jugador quien llegó en tiempo de Clavijo.

“Siempre estuvo pendiente de cada jugador y cuerpo técnico. Se preocupaba que todos estuviéramos bien. Estaba pendiente de lo que pasaba con cada uno de los jugadores, lo vamos a extrañar, sobre todo que no lo veremos en el camerín donde siempre entraba a darnos la bendición, deseando siempre lo mejor y siempre hablando. Su ausencia nos servirá para darnos fuerza y sacar cada partido adelante”, dijo el colombiano.

“Con Fernando tuve una bonita relación, fue la persona encargada de traerme de Colombia a Dallas. Siempre estuvo pendiente de mí en cada momento que Dios se lo permitió y siempre estuvo ayudándome en lo que necesitaba, pendiente de mi adaptación y fue importante en mi recorrido en el equipo”, dijo Barrios, agregando que está muy agradecido con Clavijo y lamentando lo que le pasó porque nadie se lo esperaba.

“Nos tomó de sorpresa el sábado que nos dieron la noticia, muy duro, sabemos de la clase de persona que era dentro y fuera del club. Solamente mandarle mucha fuerza a la familia y que eso nos ayude a esforzarnos un poquito más para conseguir el campeonato y dedicarle cada partido y cada triunfo, sobre todo conseguir un título que seguro él quería y se lo merecía de parte de nosotros”.

El juvenil defensa Reggie Cannon aseguró que Clavijo fue un hombre excepcional, atento y sin problemas para ayudar a cualquiera, aseguró que perdieron a alguien cerca y muy querido por la familia del FC Dallas.

“Fernando contribuyó muchísimo al club que uno no puede poner en palabras. Especialmente para mí que me dio la oportunidad de jugar por un club de la MLS a los 19 años de edad. El creyó en mí y es difícil de pasar, pero sé que ahora está en mejor lugar mirándonos desde allá y sé que Dios le dio la bienvenida en su casa”, dijo Cannon, lateral izquierdo del FC Dallas.

Uno de los últimos jugadores en llegar al club a través de Calvijo fue el chileno Pablo Aranguiz, quien a pesar del poco tiempo que lo conoció supo la clase de persona que era.

“Lo alcancé a conocer y estuve un par de veces con él. Creo que es una pérdida muy grande para el club, era una buena persona, trabajaba muy bien y se portaba como un gran amigo. Es una pena muy grande y deja un gran vacio en el club. Las condolencias a la familia y también para los chicos de aqui que lo conocieron desde antes”, señaló Aranguiz.

El nativo de Maldonado, Uruguay, jugó tres temporadas en la American Soccer League, dos en el North American Soccer League y 10 en la Indoor Soccer League. Fue elevado al Salón de la Fama del Fútbol Nacional en el 2005 después de jugar 61 veces por la selección nacional de los Estados Unidos, incluyendo la Copa Mundial 1994.

Después de colgar los botines, en 1998 Clavijo fue asistente de MetroStars, entrenador de New England Revolution del 2000-2002. Del 2005 al 2008 dirigió a Colorado Rapids. Del 2003 al 2005 fue entrenador de la selección de Haití.

Fernando Clavijo fue nombrado gerente deportivo del FC Dallas el 7 de marzo del 2012. Durante su periodo como tal el club ganó el Supporters’ Shield y la US Open Cup en el 2016.

A Fernando Clavijo le sobreviven su esposa Martha y sus hijos Nico y Jonathan, su nuera Thanne, así como sus nietos Lucas y Sofía.

  Comentarios